¿El arte de programar?… o ¿programar es un arte ?

Home / Artículos / ¿El arte de programar?… o ¿programar es un arte ?

“Echar código”, “Arrastrar la tecla”, ”Tirar par de rutinas” son definiciones comunes escuchadas en nuestra área para referirse al tema de Programar.

A cuantos de nosotros no nos ha pasado que miramos una publicación y decimos: “ah, eso se hizo en PowePoint®!!!”, “Esta página web es de WordPress®!!!” o “Si no es en Flash®, ni queriendo sale!!!; y es que a la hora de juzgar cualquier desarrollo hecho por otro, todos nos convertimos en críticos de arte; Ni hablar de cuando nos toca ver o modificar las líneas de otro programador, Nos volvemos Picasso!!!

Veamos la analogía: Al ver cualquier actividad artística, llámese pintura, escultura, música, etc., procedemos a hacer mella con el escaso conocimiento que tenemos acerca del tema y empezamos a opinar sobre lo que vemos con frases como: “Muchas rayas, que ni se entienden”, “Unos huecos y luces en una pared. Nada del otro mundo”, “Un poco de peroles haciendo bulla”y un gran etc., son característicos de nuestra inmensa ignorancia. Igual pasa con el programar; El hecho de que algunos de nosotros conozcamos ciertos “asistentes” que nos faciliten la programación, no nos hace expertos, es más, creo que la existencia de estos “asistentes” sólo ha contribuido a la pereza y mediocridad en las soluciones que se están planteando.

Creo que programar está perdiendo su esencia. Ya hoy en día, debido a la facilidad que se nos ha dado a la hora de programar, no nos dedicamos el tiempo suficiente para saber qué programas se utiliza para determinado fin y lo que es peor, que herramientas nos brindan para poder presentar nuestras soluciones.

Particularmente, no soy del pensar de manera estricta en cuanto al uso de determinados programas y/o lenguajes de programación. Lo que si soy es del pensar que no debe perderse de vista que al final debemos resolver problemas, no generar más. Cuando nos toque programar un nuevo desarrollo, tomarnos el tiempo para ver qué otras opciones existen aparte de las que conocemos y cuando nos toque modificar o arreglar la programación de otros, más que ser críticos, tomarnos el tiempo para analizar qué tipo de solución trató de plantearse y conseguirle el sentido que se le quiso dar.

En mi opinión: No existe “código” ni bueno ni malo, siempre y cuando resuelva los problemas que se le plantearon resolver. Que sea más o menos eficiente? Eso es otra historia.

Como me contó un colega que vió en un “código”: “FOR I=1 TO 50 (X=0);”. En medio de las carcajadas surgió el sentido. Realmente el programador quería estar seguro de que el valor de X fuese cero!!! … Y creo que lo logró.

William Arispe
Gerente de Operaciones
Soluciones para T.I.

Related Posts

Leave a Comment